Ateneo Mujeres en Michoacán

Columnistas Principal

Por: Gerardo A. Herrera Pérez.

Ateneo Michoacán “Saber para crecer”, y Mujer Ateneo,  celebraron su primera actividad 2019 en el Teatro José Rubén Romero de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo; lo hicieron a través de compartir una importante Conferencia “El papel de la mujer contemporánea en la política mexicana” dictada por Erandi Quintero Márquez, los participantes en su mayoría mujeres jóvenes, evidenciaron su gran capacidad de organización, y de liderazgo frente a la convocatoria abierta que realizara con anticipación su presidente el doctor  Oscar Márquez William Márquez  Barbosa.

Con un lleno total del Teatro, los participantes,  jóvenes en su mayoría, provenían  de diferentes lugares del interior del Estado; en las diferentes participaciones de los miembros del presídium en el marco del acto inaugural,  se generaron reflexiones sobre el Papel de la Mujer Contemporánea en la Política de México y de  Michoacán.

Se expresaron manifestaciones del cómo durante  historia de los últimos cien años se ha  avanzado en   la defensa de los derechos políticos de las mujeres; así y ahora en el marco de la Posmodernidad se trabaja a favor de la paridad de género en todos  los espacios públicos. La Constitución de 1917, invisibilizó a las mujeres, salvo el artículo 123 que comentaba acerca de la mujer al regular las relaciones de trabajo.

Terminada la revolución  y la lucha por los derechos sociales, la participación de la mujer y sus expectativas de ganar derechos cayeron literalmente en el olvido, continuaron viviendo como hoy en cautiverios a los que alude Marcela Lagarde, control de libertad y autonomía; sometimiento y disciplina de los cuerpos de las mujeres.

No obstante, en Yucatán, con el Gobernador Salvador Alvarado, se impulsó importantes normas que ordenaban cuestiones liberales y sociales a favor de las mujeres. Salvador Alvarado, sabía que brindar espacios de participación a la mujer era un principio de progreso social, era necesaria buscar su autonomía, que disfrutara de sus derechos ante la ley igualitariamente que el hombre, por ello,  convoco en  enero de 1916 al Primer Congreso Feminista.

Las mujeres convocadas tenían que ser honradas y con conocimientos elementales. A este evento no asistió Hermila Galindo, secretaria particular de Venustiano Carranza y quien fue invitada, pero envió la ponencia “Monografía sobre la Mujer”, situación de opresión de la mujer en la época.

Así, a finales de 1916 se convocó al Segundo Congreso                Feminista; asistieron pocas mujeres, Hermila Galindo tampoco volvió a presentarse, pero envió un discurso, en el cual pedía se incluyera en la Constitución Local de Yucatán el derecho al voto de la mujer, situación que no fue considerada. No obstante para 1922, el derecho al voto quedo incluido en la Constitución de Yucatán.

Al concluir la Segunda Guerra Mundial en 1945, se dio paso al derecho internacional humanitario, en donde México propuso la creación  de la Comisión del Estatus de la Mujer como parte del Consejo Económico y Social, que fue aprobada y que hoy día es vigente, la Comisión se reúne cada 8 de marzo una semana.

En 1947, con el Presidente Miguel Alemán, se garantizó a nivel constitucional que la mujer votara y ser votada para cargos de elecciones municipal. Para 1953,  el 17 de octubre se les reconoció a las mujeres como sujetos de derecho al otorgarles el derecho al voto. Si bien es plausible, este derecho al voto por sí solo, no permitió acceder a otros derechos.

Los años 60 y parte de los 70, ubicamos otras ideas liberales del occidente, éstas permitieron presionar al Estado durante 1968, con la participación de jóvenes, mujeres y  principalmente estudiantes en el movimiento estudiantil, justamente previo al desarrollo de los Juegos Olímpicos, muchos de estos actores sociales y políticos incluidas las mujeres cuyos cuerpos de unos y otros fueron torturados, desaparecidos, asesinados dando inicio a la guerrilla, así como  a la guerra sucia en México.

En la reforma constitucional de 1974, se modificaron los artículos 4, 5, 30 y 123 donde expresamente se habla de la mujer. Hoy las mujeres tienen derechos políticos, de trasmitir la nacionalidad a sus hijos, votar y ser votadas, pueden realizar trabajos nocturnos, y también pueden denunciar sus parejas para evitar la violencia doméstica, sin embargo ello no fue fácil, ni se obsequió por parte del  patriarcado. Hoy, 100 años después, tenemos otro modelo de respeto a la dignidad humana y de los derechos humanos de las mujeres, que si bien esta en papel, porque en la práctica la violencia patriarcal y la opresión no ha cedido.

Para 1975 se da la declaración del Año Internacional de la Mujer y la Primera Conferencia Internacional de la Mujer, efectuada en la Ciudad de México. A la vuelta de los años han sido pocas mujeres las que han logrado ser gobernadoras en alguna entidad, en 1979 se ungió a Griselda Álvarez como la primera gobernadora de Colima ( a la fecha han gobernado mujeres los Estados de Colima, Yucatán, Ciudad de México antes Distrito Federal, Zacatecas, Nuevo León y Tlaxcala).

De manera más local, en 1982, en Michoacán, el Gobernador Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, crea la Coordinación del Programa Productivo para la Mujer Campesina, coordinado por la Sra. Celeste Batel y dirigido por Clara Ochoa, y en donde me toco participar como Jefe del Departamento de Organización y Capacitación a Mujeres Campesinas. El esfuerzo se diluyo al concluir la administración del Ing. Cárdenas.

A la Fecha, tenemos importantes avances en marcos normativos, políticas públicas, estructuras operativas de dimensión universal, nacional, regional, estatal, incluso existen la instancias municipales de la mujer, aun con resultados poco significativos.

Por otro lado, fue interesante como Erandi Quintero Márquez, llevo al público sobre una línea fina de reflexión con relación a  la violación recurrente, invisible y estructural de la mujer, en donde los hombres, y desde el poder, continúan sometiendo y controlando los cuerpos de la mujer.  Seguimos insistiendo la importancia de replicar los pronunciamientos y las reflexiones en otras partes de Michoacán.

Las reflexiones que en este evento se realizaron dan cuenta del avance significativo que desde el ejercicio del voto ya adelantan las mujeres; no obstante se precisó que no basta el voto, cuando aún vemos un recorrido de violencia en la cual se somete a la mujer, entre ellas la violencia  feminicida, o la que actualmente denomina la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos, es decir la violencia por prejuicio.

Asimismo se precisó que las mujeres deben de tomar los espacios públicos y en un ejercicio de compromiso los hombres los espacios privados o de la familia para atender funciones de cuidado; no obstante ello, se requiere de una mayor participación de la mujer, de utilizar los mecanismos de participación ciudadana. Felicitamos al Doctor Oscar Márquez Barbosa por su extraordinaria participación en el diseño del formato de estas actividades, así como al equipo de Ateneo Michoacán.  

Tagged