Esclerosis múltiple

Columnistas Principal

Las enfermedades, siguen siendo una carga económica para el núcleo familiar; que alguno de los miembros de la familia adquiera una enfermedad incurable, incluso crónico degenerativa, devasta a su núcleo, si es que los miembros de la familia no se informan y generan condiciones de acompañamiento profesional para su contención, esto lo vemos con personas que viven con esclerosis múltiple, cáncer, insuficiencia renal, padecimientos cardiacos, entre otras.

Existen organizaciones de la sociedad civil que ayudan a la contención, como el caso de la OSC “Emmiap” Esclerosis Múltiple de Michoacán, quien tiene una membresía ubicada en Ario de Rosales, Pátzcuaro, Zinapecuaro, Querendaro, Uruapan, Zamora, Aguililla, Morelia, Lázaro Cárdenas y otros lugares del estado de Michoacán, además de Pénjamo, estado de Guanajuato.

La esclerosis múltiple es una enfermedad progresiva del sistema nervioso central que provoca lesiones múltiples en la mielina que recubre los axones de las neuronas  y constituye la sustancia blanca, en forma de placas diseminadas, esta enfermedad se manifiesta con una diversidad de síntomas como la parálisis de las extremidades inferiores, el hormigueo en las extremidades, perdida de la sensibilidad, y la fatiga extenuante, incapacitante,  en un deterioro permanente del cuerpo.

La enfermedad de la  esclerosis múltiple afecta más a las mujeres que a los hombres, el trastorno se diagnostica con mayor frecuencia en pacientes de los 20 a 40 años de edad, pero ello no es privativo de que se observe en otras edades.

Situación por la que las personas que tienen dicho padecimiento requieren de estar afiliados a un sistema de salud para recibir los medicamentos correspondientes, los cuales son onerosos (de muy alto costo), pero dan cierta calidad de vida para quienes los padecen.

No contar con los medicamentos, pese a tener un Sistema de Salud, y aunado,  a situaciones de pobreza que viven los enfermos de esclerosis múltiple: feminización de la pobreza, aspectos sociales y laborales que restringen su participación en el mercado laboral; pero también,  las cuestiones personales y familiares, pueden producir un descenso notable en la calidad de vida de los pacientes, por lo que es importante abordar el problema de la esclerosis múltiple de manera holística y sistémica, es decir no solo tratar el  asuntos desde lo médico, se debe de abordar la problemática desde la complejidad, así tomar en cuenta,  los impactos sociales, de familia, la psicología, el mercado, el diseño de la política pública de salud, las cuestiones laborales, la participación social en la comunidad, entre otros temas.

 “Emmiap” Esclerosis Múltiple de Michoacán, IAP, está realizando acciones para evitar que salga del cuadro básico de medicamentos  distinto fármacos que son fundamentales en la atención y prevención de la esclerosis múltiple.

No obstante, las clínicas del Instituto Mexicano del Seguro Social, de donde el mayor número de membresía de Emmiap son usuarios,  han dejado de suministrar los fármacos: INTERFERON BETA 1 A 12 MILLONES, así como la sustancia activa de  SULINDACO desde hace cinco meses; esta situación pone  en riesgo la estabilidad de atención y vulnera a los pacientes al no contar con los medicamentos que requieren para su adelanto y mejoría; pero, el no contar con estos medicamentos igualmente se violenta la dignidad humana, el derecho a la vida, y el derecho a la salud. Recordemos que los derechos humanos son universales, interdependientes y progresivos, que no se les proporcione a los pacientes de esclerosis múltiple el suministro de los medicamentos por parte del IMSS, vulnera sus derechos humanos y genera impactos en el Estado mexicano, quien es garante de los derechos humanos.

La presidenta de EMMIAP, Gabriela Torres Reyes, expreso que pese a sus acercamientos en distintos niveles de funcionarios en la toma de decisiones dentro del IMSS, las farmacias de las clínicas de salud del IMSS no cuentan con el medicamento: INTERFERON BETA 1 A 12 MILLONES  y el SULINDACO, importantísimo para la vida de los pacientes.

La pregunta es, ya no habrá el medicamento INTERFERON BETA 1 A 12 MILLONES  y el SULINDACO?, entonces la respuesta es,  tendrá que sustituir por otros tratamientos y fármacos.

Para realizar la migración de un tratamientos a otro tratamiento, se requiere de aplicar un protocolo que garantice que el paciente no sufrirá de daño colateral derivado del proceso por lo que habrá de hacerse estudios de laboratorio y otros  estudios; por lo cual es importante que se aplique el protocolo en mención, si es que ya no se surtirá dicho medicamento para hacer la migración a otros tratamientos y fármacos que den viabilidad al derecho a la salud y a la vida de los y las pacientes de esclerosis múltiple.