Consulta Legislativa, ¿un foro más?

Columnistas Principal

El pasado martes 9 se realizó el Foro de Consulta sobre la Legislación Secundaria en materia educativa para la región Centro-Occidente en la ciudad de Zapopan, Jalisco, con una asistencia de 500 invitados registrados para participar en las respectivas mesas de trabajo.

Los asistentes provinieron de Michoacán, Jalisco, Guanajuato, Aguascalientes, Colima y Nayarit.

La participación michoacana por parte de los sectores académico y gubernamental fue bastante nutrida, ya que acudieron alrededor de medio centenar de personal de estructura de la Secretaría de Educación en el Estado, así como varios equipos de trabajo de subsistemas educativos, de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo y del Instituto Tecnológico de Morelia, quienes participaron en las cinco mesas de trabajo, correspondientes a las respectivas leyes secundarias a construir, que son las siguientes:

  1. Ley General de Educación (LGE)
  2. Ley del Sistema Nacional de Mejora Continua de la Educación (LSNMCE)
  3. Ley General del Sistema para la Carrera de las Maestras y los Maestros (LGSCMM)
  4. Ley General de Educación Superior (LGES)
  5. Ley General de Ciencia, Tecnología e Innovación (LGCTI)

En cuanto a la sociedad civil organizada, hubo menos presencia de la que se esperaría en un foro de esta magnitud. Mexicanos Primero participó a través de los directores de sus capítulos estatales de Jalisco y Michoacán, quienes hicieron uso de la voz en la mesa 2, relativa a la Ley del Sistema Nacional de Mejora Continua de la Educación. En su oportunidad, la Lic. Paulina Hernández, directora general de Mexicanos Primero Jalisco realizó aportaciones sobre los derechos a la formación inicial de calidad y la promoción magisterial, en el sentido de que los recién graduados de las normales tengan un tutor por lo menos los primeros 2 años y que se consoliden los cuerpos académicos de las escuelas normales. Asimismo, mencionó la importancia de que se publiquen y se incluyan los instrumentos, rúbricas, criterios y fórmulas para la formación, todo bien estipulado, que los estados sean quienes decidan ponerse exigentes, que sea el mínimo nacional quien delimite hacia abajo pero no hacia arriba

Por su parte, la representación de Michoacán puso sobre la mesa la enorme importancia de contar con una LGSCMM que norme respecto a los perfiles docentes, directivos, de supervisión y de acompañamiento, fijando normas mínimas para los procesos vinculados con la trayectoria profesional de los maestros; que se garantice una formación inicial de maestras y maestros que desarrolle las habilidades, conocimientos, prácticas y actitudes en los maestros para que ellos a su vez promuevan efectivamente el derecho a aprender de la niñez y juventud; que se establezcan procesos de selección públicos, transparentes, equitativos e imparciales para el ingreso al servicio profesional docente; que exista acompañamiento de colegas experimentados para los maestros de nuevo ingreso; que se realice evaluación diagnóstica para las necesidades de formación de los docentes; que se garantice acceso pertinente a la formación continua de maestras y maestros; que exista acompañamiento escolar para todas las escuelas, mediante la supervisión, asesoría técnica y unidades de apoyo, garantizando a su vez el fondeo digno de índole federal para las escuelas nacionales; que existan también procesos públicos, transparentes, equitativos e imparciales para que los docentes realicen cambios de adscripción, promoción y reconocimiento para docentes, directivos, supervisores y asesores.

En términos generales, resulta positivo el hecho de que se hayan abierto mecanismos de consulta electrónica, a los que se puede ingresar en la dirección electrónica https://www.consultaleyessecundarias.mx/ y enviar propuestas en formato digital mediante correo electrónico. En contraste la ausencia de una relatoría completa y de una versión estenográfica, así como el que solamente se hiciera uso de la tribuna durante cinco minutos por parte de cada participante fueron la queja constante entre las diferentes mesas.

Está aún fresco en la memoria de los mexicanos lo sucedido con el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024, máximo instrumento de planeación participativa que rige el futuro de nuestra nación para el próximo lustro, el cual en un primer momento fue construido mediante un proceso de consulta análogo al de la legislación secundaria en materia educativa, para ser sustituido de último momento por un documento ideológico que carece de una visión integral del desarrollo nacional, de metas, objetivos e indicadores de seguimiento.

Estemos atentos al respecto y exijamos como ciudadanos que las iniciativas resultantes de esta consulta reflejen debidamente lo expresado durante los foros.No puede seguir la participación ciudadana padeciendo vicios de origen, simulaciones y omisiones inaceptables. Deberá de haber una respuesta institucional tal que cierre por completo posibles vacíos en la sistematización de la consulta.

Está en manos de la autoridad competente aprovechar al máximo la participación ciudadana en los foros de consulta y que no sucedan irregularidades como las descritas que pongan en entredicho la toma de opinión de la sociedad, que en cambio aproveche los recursos invertidos en este proceso para que los mexicanos contemos con las mejores versiones posibles de las leyes secundarias en materia educativa, ya que serán las que definirán la implementación de la reforma constitucional realizada el pasado 15 de mayo.

Está en manos de los mexicanos exigir que se respete la voluntad popular y que los documentos que se aprueben por el poder legislativo reflejen verdaderamente el pulso de lo expresado en los foros. En caso contrario, estaremos hablando de que el pasado 9 de julio sucedió un foro más, del montón del consultas simuladas que se hacen en este país para legitimar lo que una corte ha determinado previamente. Al tiempo.

Sus comentarios son bienvenidos en [email protected] y en Twitter en @Erik_Aviles